Acercándome a Ecuador

Cuando viajas tanto cuesta encontrar cosas que te impresionen. Hoy, en el bus que me llevaba de Popayán, Colombia, hasta Ecuador he vuelto a sentir el efecto wow. Una carretera larguísima al borde del abismo, con paisajes lunares surrealistas. Aves rapaces volando por debajo nuestro. Y esa extraña sensación de saber que si el bus se saliera de la carretera ni que fuera medio metro sería el fin.

ipp

Share

Los comentarios están cerrados.